Peritonitis de la vaca: signos, tratamiento y prevención.

Peritonitis de la vaca: signos, tratamiento y prevención.


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

La peritonitis en el ganado se caracteriza por el estancamiento de la bilis cuando el conducto biliar está bloqueado o comprimido. La enfermedad a menudo se desarrolla en las vacas después de sufrir patologías de otros órganos, así como algunas enfermedades infecciosas. La peritonitis tiene signos clínicos claros, diversas formas y etapas de manifestación. El diagnóstico se basa en síntomas y pruebas de laboratorio.

Que es la peritonitis

La peritonitis es una inflamación difusa o localizada de las láminas parienteral y visceral del peritoneo, que puede ir acompañada de exudación activa. Se encuentra en muchos representantes del mundo animal, pero con mayor frecuencia las aves, los caballos y el ganado la padecen. Por etiología, la enfermedad puede ser infecciosa y no infecciosa, es decir, aséptica, además de invasiva. Según la localización, puede derramarse, limitarse y a lo largo del curso, agudo o fluyendo de forma crónica. Distinga la peritonitis y la naturaleza del exudado. Puede ser seroso, hemorrágico y purulento. A veces, la enfermedad tiene formas mixtas.

El peritoneo es la cubierta serosa de las paredes y órganos de la cavidad abdominal. Pasando de las paredes a los órganos internos, forma pliegues y ligamentos que limitan el espacio. Como resultado, se obtienen bolsillos y pechos. De hecho, el peritoneo es una especie de membrana que realiza una serie de funciones, principalmente una barrera. La cavidad abdominal está delimitada en la parte superior por el diafragma, en la parte inferior por el diafragma pélvico y los huesos pélvicos, en la parte posterior por la columna vertebral, los músculos de la zona lumbar y desde los lados por los músculos oblicuos y transversales.

Causas de la peritonitis en el ganado.

El curso agudo de la enfermedad en el ganado se desarrolla después de un traumatismo en el tracto gastrointestinal (perforación con objetos extraños, ruptura, úlcera perforada), útero, orina y vesícula biliar. La peritonitis crónica, por regla general, persiste después de un proceso agudo o ocurre inmediatamente con tuberculosis o estreptotricosis. A veces ocurre en un área limitada, por ejemplo, como resultado de un proceso de adhesión.

¡Importante! La peritonitis rara vez se diagnostica como una enfermedad primaria, más a menudo actúa como una complicación después de los procesos inflamatorios de los órganos abdominales.

La peritonitis de naturaleza infecciosa e inflamatoria ocurre después de apendicitis, colecistitis, obstrucción intestinal, tromboembolismo vascular y diversos tumores. La peritonitis traumática ocurre con heridas abiertas y cerradas de los órganos abdominales, con o sin daño a los órganos internos. La peritonitis bacteriana (microbiana) puede ser inespecífica, causada por su propia microflora intestinal, o específica, que es causada por la penetración de microorganismos patógenos desde el exterior. La peritonitis aséptica ocurre después de la exposición al peritoneo de sustancias tóxicas de naturaleza no infecciosa (sangre, orina, jugo gástrico).

Además, la enfermedad puede ser causada por:

  • perforación;
  • intervención quirúrgica en los órganos peritoneales con una complicación infecciosa;
  • el uso de ciertos medicamentos;
  • herida penetrante del abdomen;
  • biopsia.

Por lo tanto, la enfermedad se produce como resultado de la entrada de microorganismos patógenos en la región peritoneal.

Síntomas de peritonitis en ganado.

Para el ganado con peritonitis, las siguientes manifestaciones de la enfermedad son características:

  • aumento de la temperatura corporal;
  • falta o disminución del apetito;
  • aumento de la frecuencia cardíaca, respiración;
  • sensibilidad de la pared abdominal a la palpación;
  • gas en los intestinos, estreñimiento;
  • heces de color oscuro;
  • vómitos
  • abdomen flácido debido a la acumulación de líquido;
  • ralentización o terminación de la cicatriz;
  • amarillez de las membranas mucosas;
  • hipotensión de los proventrículos;
  • agalaxia en vacas lecheras;
  • estado depresivo.

Con la peritonitis putrefactiva en el ganado, los síntomas son más pronunciados y se desarrollan más rápido.

Los análisis de sangre de laboratorio muestran leucocitosis, neutrofilia. La orina es densa, rica en proteínas. Con un examen rectal, el veterinario detecta sensibilidad focal. Además, en la parte superior de la cavidad abdominal, se observan gases en el intestino, en su parte inferior, exudado.

La peritonitis crónica de forma difusa procede con síntomas menos pronunciados. La vaca está perdiendo peso, a veces tiene fiebre y ocurren ataques de cólicos. El exudado se acumula en la cavidad peritoneal.

Con una enfermedad crónica limitada en el ganado, la función de los órganos cercanos se ve afectada. Poco a poco las vacas pierden su gordura.

La peritonitis en el ganado se caracteriza por un curso prolongado. Las formas agudas y difusas de la enfermedad a veces son fatales varias horas después del inicio de los síntomas. La forma crónica puede durar años. El pronóstico en la mayoría de los casos es desfavorable.

Diagnósticos

El diagnóstico de peritonitis en bovinos se basa en las manifestaciones clínicas de la enfermedad, análisis de sangre de laboratorio y tacto rectal. En casos dudosos, se realiza fluoroscopia, laparotomía y se toma una punción de la cavidad peritoneal. El especialista veterinario debe excluir fascilosis, ascitis, obstrucción, hernia del diafragma en el ganado.

¡Atención! La percusión y la palpación se consideran buenas técnicas de diagnóstico. Le permiten establecer tensión, sensibilidad y dolor en el peritoneo.

La punción en el ganado se toma del lado derecho cerca de la novena costilla, unos centímetros por encima o por debajo de la vena de la leche. Para hacer esto, use una aguja de diez centímetros con un diámetro de 1.5 mm.

La fluoroscopia puede detectar la presencia de exudado en la cavidad abdominal y aire.

Con la ayuda de la laparoscopia, se determina la presencia de adherencias, neoplasias y metástasis.

En la autopsia, un animal que ha muerto de peritonitis revela un peritoneo hipermedicado con hemorragias puntiformes. Si la enfermedad comenzó no hace mucho tiempo, entonces hay un exudado seroso, con el mayor desarrollo de la peritonitis, se encontrará fibrina en el derrame. Los órganos internos de la cavidad abdominal están pegados con una masa fibrosa de proteínas. La peritonitis hemorrágica se encuentra en algunas infecciones y en formas mixtas de la enfermedad. Se forma un exudado purulento putrefacto y purulento con rupturas de los intestinos y el proventrículo. Cuando la peritonitis del ganado ocurre de forma crónica, después de una lesión, se forman adherencias de tejido conectivo de las hojas del peritoneo con las membranas de los órganos internos.

Tratamiento de la peritonitis en bovinos

En primer lugar, al animal se le prescribe una dieta de hambre, se realiza una envoltura fría del abdomen y se proporciona un descanso completo.

De la terapia con medicamentos, se requerirán antibióticos, sulfonamidas. Para reducir la permeabilidad vascular, reducir la liberación de líquidos, aliviar los síntomas de intoxicación, se administra por vía intravenosa una solución de cloruro de calcio, glucosa y ácido ascórbico. Para aliviar el dolor, se realiza un bloqueo según el método Mosin. Para el estreñimiento, puede aplicar un enema.

La segunda etapa de la terapia tiene como objetivo acelerar la reabsorción del exudado. Para esto, se prescriben fisioterapia, diuréticos. En casos severos, se realiza punción y succión.

Si la superficie de la herida o la cicatriz sirve como puerta de entrada para que la infección ingrese a la cavidad abdominal del ganado, entonces se corta, se limpia, se tampona con una gasa estéril y se desinfecta.

Acciones preventivas

La prevención tiene como objetivo prevenir enfermedades de los órganos abdominales, que pueden contribuir al desarrollo de peritonitis secundaria en el ganado. Se recomienda observar los estándares básicos de cuidado y mantenimiento del ganado, para excluir la entrada de cuerpos extraños en el alimento. Para hacer esto, debes usar:

  • separador magnético para la limpieza de alimentos;
  • un indicador veterinario que determina la posición de un objeto en el cuerpo de una vaca;
  • una sonda magnética con la que puede eliminar cuerpos extraños;
  • anillo de cobalto que previene las lesiones estomacales del ganado.

¡Consejo! Las medidas preventivas incluyen la desinfección oportuna de los animales y la normalización de la motilidad intestinal en el ganado desde una edad temprana.

Conclusión

La peritonitis en el ganado es una enfermedad grave del peritoneo que surge como complicación después de las patologías transferidas de órganos cercanos. Las causas de la peritonitis son variadas. El cuadro clínico de la enfermedad se manifiesta según el curso y la forma de la enfermedad. El tratamiento conservador puede ayudar si el diagnóstico es correcto y la terapia se inicia a tiempo. De lo contrario, la mayoría de las veces, la peritonitis en el ganado termina con la muerte.


Ver el vídeo: La Vaca Lola, Señora Vaca y muchas más Canciones Infantiles de la Granja!